domingo, 20 de septiembre de 2009

Felicidades


No me pediste un regalo,pero lo grande de la amistad es sorprender,dar sin que te lo pidan de antemano.No puedo regalarte algo caro,o eso que mas desees en el mundo (quizas eso no se pueda comprar)...pero puedo darte algo.

Hay quien dice que a pesar de que quieras a la gente que te rodea,a pesar de que la valores,las cosas buenas salen a la luz con mas fuerza cuando no estan.No podria decir,siendo fiel a mi sinceridad,que te conozca de hace mucho,pero si que te encuentras entre esas personas que,cuando se van,hacen que las extrañe.

Por eso,deseo que dentro de unas horas,cuando soples las velas,cierres los ojos y veas los que mas quieras,que se haga realidad y puedas seguir obsequiando al mundo con tu sonrisa.

Ya ves,no es un gran regalo,pero te ofrezco este texto.Para mi es important;cuando escribo,mi alma me echa del teclado y se teclea ella todo lo que pienso o siento,intentando aclarar y dar luz a mis pensamientos.

¡¡Felicidades,Rebeca!!

2 comentarios:

alcánzame una estrella dijo...

SÍ es un gran regalo. Gracias Rixi.

Soplaré las velas, cerraré los ojos, veré a los míos, pediré un deseo,dos o incluso tres y...

...seguiré obsequiándote con una sonrisa cada vez que te vea.


De nuevo...¡Gracias!

Tristán dijo...

Ya estoy de vuelta. Tras haber estado un tiempo fuera, era hora de regresar a casa. Llevo un año en el camino y todo es gracias a ti. En mi última entrada te encontrarás. La puerta de mi Buhardilla sigue abierta para ti.

¡Bienvenido de nuevo!

Tristán