miércoles, 9 de septiembre de 2009

Barquero


Ante ti, se tiende una laguna.La oscuridad de su agua es tan densa como el olvido de aquel que deja de recordar un amor pasado.Da la sensación,al meter el dedo en el caudal tibio, de que su espesura es tal que hasta las aletas de un delfín quedarían agarrotadas.

El miedo cobra protagonismo.Un sudor frío brota de tu piel,cubriendo la frente con una capa húmeda,donde las ideas de valor y fuerza parecen resbalar,cayendo a plomo contra el suelo,duro como el corazón de la envidia.

Entre la cortina de lágrimas que se cierra sobre tus ojos,ves venir una figura a lo lejos,una barca que navega con velocidad hacia ti.Tal es la rapidez que parece que el remo rozara el agua,pasando por alto que el agua es dura como el cemento.Cuando te alcanza,y te tiende su mano,puedes notar que una venda cubre sus ojos.Una extraña sensación te obliga a subir con él,y cuando montas, notas que la presión de tus problemas disminuye,y que vuelves a sonreír...


Despiertas por la mañana.Una frase resuena en tu cabeza: "Soy tu alma.Te llevaré de la mano hacia tus sueños y a la victoria.Mi ceguera me sirve para captar lo importante de la vida, pues lo que merece la pena se escapa a los sentidos.Cree en mí,cree en ti,y llegaremos lejos."

(Dedicado a la sed de alegría)

1 comentario:

Stefy..* dijo...

"Lo que merece la pena se escapa a los sentidos"

Cuanta razón llevas quien pudiese escribir así, llenas richi, llenas :D